Literatura femenina? | Suplemento Cultural | Secretaría de Extensión Universitaria y Cultura | UNER
PortadaEditorialVideotecaAudiotecaLiteraturaCorosPEDEAEContacto

Literatura femenina?


Compartimos una serie de respuestas sobre este interrogante para reflexionar.

Existe un interrogante, en la vida práctica, que atañe a la intersubjetividad. Banalmente, se relaciona la posibilidad de establecer una real comunicación entre los seres humanos. ¿Existen concretamente las bases por qué eso ocurra, o bien cuándo hablamos nos decimos los unos a los otros palabras vacías a las que cada uno atribuye un significado personal? La cuestión es vasta, tanto como vertiginosa. Naturalmente, una duda similar resuena y repercute en ámbito literario. ¿De aquello que escribo (admitiendo, obvio, que lo hago para comunicar) qué le llega al lector? ¿Cuánto de lo que él lee es su construcción formada por la materia (las palabras) que se le propone? Y todavía: ¿el escritor puede hablar a nombre de entidades extensas como la especie humana, el pueblo, una generación o sus coterráneos?
Entre las muchas interrogantes que giran alrededor de la cuestión de la comunicación, en relación a la producción literaria, hay un punto, en particular, sobre el cual sería imperdonable no detenerse con cuidadosa para reflejarlo y ello concierne a la escritura femenina. No que se quiera dudar de la posibilidad, o la necesidad, de la literatura que viene del género en cuestión ―eso sería loco e inmundo. En cambio, es interesante meditar sobre qué puedan tener la escritura masculina y femenina de irreducible la una frente a la otra. En síntesis, ¿puede un hombre (narrador o poeta), hablar en lugar de la mujer y viceversa? Podemos, en la innegable subsistencia de algunas diferencias biológicas y psicológicas entre géneros, pensar que tenemos sentimientos y sensaciones imposibles de entender para quienes pertenecen al sexo opuesto al nuestro?
www.vallejoandcompany.com/existe-una-literatura-solo-femenina-responden-las-poetas/

Publicado 22/03/18