Oda a Concepción | Suplemento Cultural | Secretaría de Extensión Universitaria y Cultura | UNER
PortadaEditorialVideotecaAudiotecaLiteraturaCorosPEDEAEContacto

Oda a Concepción

Recibimos la colaboración de un entrerriano por elección y la compartimos. Se trata de un texto de Orlando Miguel Arcangel Ruarte, riojano él, pero vecino.

“Orlando Miguel Arcangel Ruarte nació el 29 de septiembre de 1925 en La Rioja. Su vida profesional lo llevo en el año 1948 a Concepción del Uruguay. Allí vivió, conoció y se casó con María del Carmen Arrigoni el 29 de diciembre de 1953. Tuvo 6 hijos de los cuales 3 nacieron en esta ciudad entrerriana.

Hoy con sus 92 años, (para 93) 16 nietos y un bisnieto, sigue emocionándose cada vez que la nombra… Concepción del Uruguay querida”

Odas a Concepción del Uruguay

Concepción del Uruguay:
¡Mi ciudad; ciudad grandiosa
si las hay!
Naciste aquí, donde se avecina
el gran Río Uruguay
con el arroyo de la China.
El Arroyo de la China fue tu origen,
en su regazo creciste
y del gran Río heredaste
no solo el color del león.
Uruguay de mis amores
ciudad de la Concepción
desde que supe de ti
te llevo en mi corazón.
Te llevo en todo mi ser,
mi ciudad adoptiva
cálido remanso de mi vida.
Acogedora, tierna, tienes un algo tuyo.
¡Solo tuyo!
que te hace no sé cómo
¡Pero única!
Brindas el calor de una madre.
Tienes el color de una flor en primavera,
y el sabor de un primer beso que perdura.
Quien te visita una vez
suele prendarse de ti
y vuelve otra vez
…y otra….
a veces para quedarse aquí
pero por siempre jamás
¡Nunca te olvidaré!
Ciudad de acero y cristal
fuerte, fina, sutil y delicada,
techada de azul, por verde abrazada
con nubes viajeras como en carrusel
surcando tus cielos por la eternidad
¡Ciudad de todos, las horas todas!
¡Hermosa de día, tan bella de noche!
Por tus calles y plazas pasear
es del vivir disfrutar,
es recordar el ayer vigente
es gozar del hoy presente
y esperar, con fe, el porvenir.
Son maravillas tus noches.
Henchida de estrellas en la oscuridad.
Presagio de amor….promesas de sueños…..
que fluyen con ansias sobre la ciudad.
Si alumbra la luna llena
se siente un suave arrullar,
como quién quiere anunciar
el goce de una dicha plena.
Tus mujeres son tan hermosas
tal en tus plazas las rosas
al llegar la primavera.
Están para identificarte a la distancia
el Palacio San José
aquí el Banco Pelay y el Balneario Itapé,
la Plaza Ramírez con sus bellos juegos florales,
con gallardía abrazados por filas de añosos árboles,
la 9 de julio, el puerto y la peatonal,
también tus comparsas y corsos para carnaval.
En lo personal, a mi me diste un hogar
esposa e hijos que me aman
una familia a quien amar.
Amor, valor, saber, lucha, poder, belleza…
¿Hay algún modo de enumerar tu grandeza?
¡Si de glorias supiste todas
de todas las glorias sabrás!

Publicado 04/05/18